fbpx

¿La kombucha tiene cafeína?

En este post te hablaré del contenido en cafeína de la kombucha, junto con varios consejos por si quieres reducirlo.

Problemas con la cafeína

La cafeína puede tener efectos negativos en el cuerpo y el sistema nervioso. Pero está muy presente en nuestras vidas, ya que aparece de forma natural en dos de las bebidas más populares del mundo: el café y el té.

Además, muchos refrescos e incluso algunas marcas de agua embotellada también tienen cafeína. Por eso mucha gente está intentando reducir el consumo de esta sustancia.

Mi opinión es que hay que encontrar un término medio. La cafeína está presente en plantas naturales (actúa como pesticida natural), y se ha consumido desde siempre. Por eso creo que, en cantidades moderadas, puede ser inofensiva o beneficiosa.

Si bien los beneficios para la salud del té ya han sido demostrados, la ciencia aún está debatiendo los beneficios de la cafeína. Incluído el potencial para prevenir el Alzheimer y el Parkinson. Pero muchos estudios se contradicen.

La cafeína en la kombucha

La kombucha está hecha de té (Camellia sinensis), que contiene cafeína. Entonces, podemos decir que la kombucha sí tiene cafeína. 

Sin embargo, la cantidad que contenga puede tener una gran variación. Existen muchas recetas distintas para prepararla, y hay otros factores que pueden condicionar el contenido de cafeína. Por ejemplo: el tipo o la calidad del té, el tiempo de fermentado, la temperatura, etc.

Lo que está claro es que una kombucha fermentada correctamente contiene solo pequeñas cantidades de cafeína. Y lo que es más importante: se puede controlar la cantidad de cafeína. Esto se consigue con algunas técnicas muy sencillas que te explicaré un poco más abajo.

También es interesante saber que la cafeína presente en la kombucha se combina con un aminoácido natural que ralentiza su absorción en la sangre. De esta forma genera muchos beneficios secundarios.

L-teanina: efecto relajante del té

Hay que diferenciar entre la cafeína del té y la del café. En el caso del té, genera un efecto relajante, mientras que con el café pasa justo lo contrario.

Los estudios han demostrado que el té contiene un reductor de la ansiedad llamado l-teanina. Actúa contra los efectos estimulantes de la cafeína, produciendo un efecto relajante 30 o 40 minutos después de tomar el té.

Para ello estimula las ondas cerebrales alfa, que calman la mente de una forma similar a la meditación. Además, al aumentar la producción de dopamina y serotonina, mejora la memoria y la capacidad de aprendizaje.

Otros estudios muestran que cuando se toma L-teanina y cafeína a la vez, mejora el rendimiento cognitivo y el estado de ánimo. Se dice que los polifenoles presentes en el té no solo aportan beneficios para la salud, sino que también ayudan a mitigar los efectos negativos que la cafeína puede tener cuando se consume sola.

Contenido de cafeína en la kombucha

Por lo general, se considera que contiene aproximadamente ⅓ de la cantidad de cafeína que tenga el té con el que se haya preparado.

Por ejemplo, el té negro tiene entre 30-80mg de cafeína por taza. Pues una kombucha hecha a partir de té negro tendrá unos 10-25mg de cafeína por vaso. En cambio, la kombucha de té verde tendría solo 2-3mg de cafeína. ¡Ya ves que puede haber mucha diferencia!

Por si quieres saber qué más contiene la kombucha, te recomiendo este post del posible contenido de alcohol.

Hacer kombucha descafeinada

Para la mayoría de las personas en buen estado de salud, las pequeñas cantidades de cafeína en la kombucha no son ningún problema. Incluso pueden aportar beneficios. Pero si eres muy sensible a la cafeína, existen formas sencillas de controlar, reducir e incluso eliminar la cafeína de la kombucha.

Sin embargo, no utilices té descafeinado comprado en una tienda, ya que habrá sido tratado con un proceso químico. Lo mismo sucede con los «descafeinados de forma natural». Estos procesos los dejan dañados y cubiertos de residuos tóxicos, por lo que no te los recomiendo.

Puedes probar alguno de estos consejos:

Usa una mezcla de té

El té negro contiene más cafeína que el verde o el blanco. Así que puedes usar principalmente un té verde o blanco, y un poco de té negro. Es decir, un 80% de té verde o blanco, y el otro 20% de té negro.

De esta forma podrás reducir fácilmente el contenido de cafeína, aproximadamente a la mitad.

Amplía el tiempo de fermentación

El contenido de azúcar y cafeína se reduce a medida que avanza el proceso de fermentado. Puedes dejar que la kombucha fermente por más tiempo para reducir la cantidad de cafeína. Si acaba teniendo un sabor un poco ácido, puedes mezclarla con un poco de zumo para endulzarla.

Consigue tu propio té descafeinado

Puedes remojar hojas de té durante 30-60 segundos en una taza con agua muy caliente. Tira el líquido y usa el té para hacer la kombucha. Un 50-80% de la cafeína se habrá quedado en el agua, tendrás hojas de té realmente descafeinadas de forma natural.

Haz tu propia kombucha sin errores

¡Comparte en tus redes sociales!

5 RAZONES PARA HACER KOMBUCHA EN CASA

Consigue GRATIS la guía para saber por qué hacer kombucha casera en vez de comprarla en las tiendas.

3 comentarios en “¿La kombucha tiene cafeína?”

    1. Lluis - Te de KOMBUCHA

      Hola Gala, si estás haciendo la 2ª fermentación, déjala menos tiempo, así no se genera tanto gas. Un saludo!

Los comentarios están cerrados.