fbpx

Kombucha de Jengibre

La kombucha de jengibre es un sabor de los más básicos y que deberías probar. Tiene un punto picante y es muy refrescante, la verdad es que es de mis favoritos.

Además de ser una combinación deliciosa, también destaca por ser muy saludable. Las propiedades de la kombucha junto a las del jengibre harán que tu cuerpo te lo agradezca.

Si sigues los pasos de esta receta, obtendrás 1 litro de kombucha. Para ello necesitarás una botella o recipiente de 1 litro para llevar a cabo la fermentación.

En caso de que desees hacer otra cantidad, puedes escalar a la proporción que quieras para hacer más botellas (o menos).

Beneficios del jengibre

Antes de empezar con la receta, vamos a ver por qué se considera al jengibre tan beneficioso para nuestra salud.

El jengibre es una planta aromática con vitaminas, minerales, aminoácidos y aceites esenciales. Todo esto hace que si lo tomamos de manera habitual puede tener efectos positivos para nuestro cuerpo.

Uno de los beneficios más importantes es que ayuda al sistema digestivo, por lo que es recomendable para personas que padezcan problemas estomacales.

Por otro lado, también es considerado un antiinflamatorio natural. Otro beneficio muy interesante es que acelera el metabolismo, así que es ideal para perder peso.

Estos son solo algunos ejemplos de los beneficios que tiene este preciado ingrediente. Si quieres saber más, puedes hacerlo aquí.

Y ahora, después de esta introducción, ¡vamos a por la receta!

Utensilios

Para hacer esta receta, los utensilios necesarios son muy sencillos:

  • Una botella o recipiente de 1 litro con tapa para fermentar
  • Embudo
  • Colador
  • Tabla de cortar y un cuchillo
  • Licuadora

Ingredientes

Los ingredientes también son muy sencillos… ¡Verás que con poca cosa el resultado será delicioso!

  • Un trozo de 5-7cm de jengibre (según tu gusto para el picante)
  • 200ml de agua
  • 800ml de kombucha que haya pasado la primera fermentación

La kombucha puedes comprarla ya hecha, aunque te recomiendo hacerla en casa. Tienes la explicación de cómo hacer la primera fermentación en esta guía.

Preparación

  • Pela el jengibre para que no quede nada de piel. Después córtalo en 3 o 4 trozos y ponlo en la licuadora.
  • Llena la licuadora con los 200 ml de agua fría y pícalo todo.
  • Cuando hayas licuado la mezcla, tendrás un puré de jengibre. Usa el colador para filtrarlo bien y ponerlo en la botella o recipiente de fermentación.
  • Añade la kombucha en la botella de fermentación. Asegúrate de dejar un poco de espacio en la parte superior. Así evitarás que se derrame el contenido cuando la abras.
  • Cierra la botella y déjala en un lugar seco y cálido durante 2 o 3 días y prueba qué tal está. Si todavía está demasiado dulce, déjala otro día o dos más.
  • Recuerda que cuanto más alta sea la temperatura en tu casa, más rápida será la fermentación. Cuanto más frío haga, más lento puede ser este proceso.
  • Por último, cuando la pruebes y ya tenga un sabor adecuado para ti, te recomiendo que la metas en la nevera para beberla fresca. ¡Ya está lista para tomar!

Notas

Como te decía antes, te recomiendo dejar un poco de espacio en la parte superior de la botella para evitar que se derrame cuando la abras.

Otro truco es abrir la botella cuando lleve un par de días fermentando, así soltará un poco de gas.

Por otro lado, refrigerar la botella y mantenerla fría antes de abrirla también ayudará a que no se derrame cuando vayas a tomarla.

Finalmente, otro consejo que puede ayudarte. Ten en cuenta que si a la kombucha no le quedaba azúcar después de la primera fermentación, no se generará gas con la segunda fermentación.

Para solucionar este problema, puedes disolver azúcar o miel en el agua que utilices para hacer la receta. Así el resultado final será una kombucha efervescente y deliciosa.

Descubre mi mejor guía para hacer kombucha

portada guía para hacer kombucha en casa

¡Comparte en tus redes sociales!

No intentes hacer kombucha en casa sin haber leído esta guía

CONSIGUE GRATIS LA GUÍA PARA SABER CÓMO HA CAMBIADO MI ESTILO DE VIDA Y DESCUBRE:

– Puedes ahorrar mucho dinero

– Posibilidades infinitas de sabores

– Hábitos de vida saludable

– Todas las ventajas de hacer kombucha casera